top of page

5 Alimentos para potenciar el funcionamiento del sistema nervioso



Es bien sabido que el funcionamiento de nuestro organismo depende en una gran medida de los hábitos de vida y el ambiente en el que nos desenvolvemos, a la combinación de estos se le denomina “epigenética”. Este término hace referencia a la relación entre el ambiente externo y la expresión de nuestros genes, por ende, al impacto que tienen dichos factores en nuestra salud y el comportamiento de nuestro organismo, siendo quizá el factor más importante, la alimentación (después de hacer o no ejercicio)


Según la asociación americana del corazón, los principales factores de riesgo para sufrir un evento vascular cerebral tienen relación directa con la alimentación: obesidad, diabetes, colesterol alto etc. Esta misma lista de factores de riesgo se hace presente en una cantidad importante de padecimientos crónicos de diversos indoles, y aparentemente, una de las formas de aminorar el impacto o de evitar su aparición, es la modificación de los hábitos alimenticios (que no es la implementación temporal de un régimen dietético o “dieta”)


Es comprensible entonces pensar en la vía opuesta, los alimentos que, contrario a dañar la salud o representar para ella un riesgo, son benéficos para diversos procesos fisiológicos y que activan distintos mecanismos de recuperación de nuestros sistemas. En la consulta de rehabilitación siempre se repite la pregunta por parte del paciente o sus familias: ¿Hay algo más que hacer para acelerar la recuperación? La respuesta desde mi ámbito profesional suele centrarse en actividad física, ejercicios, etc. Sin embargo, otra respuesta con buen alcance sería: Mejorar su alimentación.

Aunque este artículo no está destinado a sustituir la consulta nutricional especializada por parte de un profesional, expone los alimentos que más recomiendo a mis pacientes con alteraciones neurológicas.


En términos generales, podemos mencionar a la dieta mediterránea como idónea para el buen funcionamiento del organismo, especialmente del sistema nervioso, pero me enfocaré en 5 alimentos que son también considerados los antiinflamatorios por excelencia:





1- Aguacates. Ricos en ácidos grasos que resultan primordiales para el funcionamiento del cerebro, vale la pena recordar que nuestro cerebro está formado por lípidos en al menos un 60% de su masa total. Estos ácidos grasos facilitan el flujo sanguíneo al sistema nervioso, y regulan la presión arterial. Se ha demostrado también que tienen un efecto significativo en la prevención del deterioro cognitivo. Otros alimentos con alto contenido de ácidos grasos benéficos para el sistema nervioso son el aceite de oliva y las aceitunas.






2- Canela. Esta especia puede ser agregada a tus alimentos dulces o salados, o bien tomarse como té o infusión. Se le atribuyen propiedades neuroprotectoras debido a su alto índice ORAC (Capacidad de absorción de radicales de oxigeno). La canela estimula también los BDNF (Factores neurotróficos derivados del cerebro) que facilitan la capacidad de las células nerviosas para regenerarse o crear nuevas conexiones.









3- Romero. Esta hierba posee elementos estimulantes de las células neuronales, además de contribuir a la conservación de un neurotransmisor llamado Acetilcolina, que se encarga de procesos de comunicación entre neuronas y cumplir funciones en el proceso de memoria - aprendizaje. El romero puede ser consumido como té, o como especia en carnes y ensaladas.




4- Pescados azules. Son aquellos que contienen una proporción alta de grasas en carne. (5-7 g por cada 100g) tales como el salmón, las sardinas, anchoas o atún. Son ricos en omega 3, esencial para el estado optimo vascular y el buen estado estructural de las distintas células del sistema nervioso. Se recomiendan al menos dos porciones de pescados azules cada semana.





5- Chocolate. Siempre y cuando no se trate de las presentaciones comerciales con alto contenido de azúcares y grasas saturadas, el cacao contiene antioxidantes y teobromina, que promueven el buen funcionamiento vascular en el cerebro y aumentan la producción de energía en la célula, además de ser un antiinflamatorio muy eficaz.


Lft. Guillermo I. Camacho H.





Fuentes:

Jana A, Modi KK, Roy A, Anderson JA, van Breemen RB, Pahan K. Up-regulation of neurotrophic factors by cinnamon and its metabolite sodium benzoate: therapeutic implications for neurodegenerative disorders. J Neuroimmune Pharmacol. 2013 Jun;8(3):739-55


Moss M, Oliver L. Plasma 1,8-cineole correlates with cognitive performance following exposure to rosemary essential oil aroma. Therapeutic Advances in Psychopharmacology. 2012;2(3


Rathod R, Khaire A, Kemse N, Kale A, Joshi S. Maternal omega-3 fatty acid supplementation on vitamin B12 rich diet improves brain omega-3 fatty acids, neurotrophins and cognition in the Wistar rat offspring. Brain Dev. 2014 Nov;36(10):853-63.


50 visualizaciones0 comentarios

Commentaires


bottom of page